El código de ética de un partido anti ético

En el escándalo sucitado por la injerencia del gobierno federal en el vergonzoso despido de Carmen Aristegui de la cadena MVS, además de Javier Lozano y Felipe Calderón, hay un personaje que también resulta importante en toda esta trama de descalificaciones, negaciones y mentiras.

Se trata de la vocera del gobierno federal, Alejandra Sota, quien siempre negó que las presiones que arguye Joaquín Vargas se hicieron para silenciar a la periodista, tras el cuestionamiento que hizo al respecto del alcoholismo de Felipe Calderón. El día de hoy, entonces, volvió a rechazar que se haya dado tal situación.

Dice incluso, que el objetivo de Vargas es únicamente crear un escándalo mediático y que fue él mismo quien despidió a Aristegui por propia voluntad y sin presión alguna de la presidencia, cosa bastante difícil de creer considerando que todo surgió por la sugerencia en vivo de que nuestro presidente gusta de la bebida, y que a nadie interesaría más que al presidente que su imagen fuese limpiada.

También dijo que la causa del rompimiento de Aristegui con MVS se debió al incumplimiento del código de ética que supuestamente habían acordado el propio PAN y el empresario Vargas.

No es la primera vez que Sota se mete en problemas. Recordemos que hace unos meses, durante la campaña presidencial, Josefina Vázquez Mota la llamó “pinche Sota” porque aparentemente se interferían sus llamadas en actos de espionaje político. Ahora, con éste escándalo, quizás el último del gobierno calderonista, su nombre resurge negativamente por ser la vocera de un gobierno a todas luces antidemocrático e incompetente, y por representar la represión de toda libertad de información en México.

Además, es difícil dudar que Sota no esté de acuerdo con lo que oficialmente se declara, pensando que una vez apoyó el espionaje para la candidata de su propio partido. La estrategia más común del partido en el gobierno es esa: hacer un cochinero, negarlo todo, culpar a alguien más y declarar públicamente que todo está bien, y que “están trabajando para resolverlo”.

Ahora bien, si el propio gobierno federal justifica el despido de Aristegui con un código de ética supuestamente firmado y  consensuado entre el PAN (no el gobierno, ojo) y los empresarios de las telecomunicaciones, ¿porqué no presenta las pruebas suficientes para disipar el escándalo? Joaquín Vargas por su parte, presentó ayer mensajes, conversaciones y cartas que le daban la razón. ¿Dónde está la aportación del PAN? ¿Acaso están utilizando la misma estrategia de siempre, y lo negarán todo de aqui a que termine el sexenio para después quedar libres de culpas y fuera del escarnio público?

Lo que sí sabemos es que la propia Sota no es mas que la pequeña punta de un iceberg inmenso de corrupción, manipulación y mentira, del cual las víctimas somos los mexicanos, y en cuya base se encuentran el más profundo egoísmo y sentimiento retrógrada de un gobierno que sin poder justificar el caos en que ha dejado al país, trata de justificarse echandole la culpa a los demás, y creyendo que todos mienten, menos ellos. ¿Alguien que les crea?

 

Anuncios

Presiones contra la libertad: MVS, Lavier Lozano y el México de los caprichos

El día de hoy, Joaquín Vargas, presidente de MVS y protagonista del escándalo desatado por la disputa de la banda ancha de 2.5 Ghz, presentó ante los medios de comunicación diversas “pruebas” de que en efecto, por parte de la presidencia de la República hubo presiones para despedir a la periodista Carmen Aristegui de dicha empresa.

Entre otras cosas, el empresario mostró correos electrónicos y diálogos  con Javier Lozano, entonces Secretario del Trabajo, donde claramente éste exige a MVS fijar una postura al respecto de echar a Aristegui. “Joaquín debes dar una postura (sobre Aristegui) y luego nosotros la exhibimos como mentirosa”, fueron las palabras de Lozano al solicitar el despido de la conductora.

Además, salió a la luz una disculpa pública, redactada por Los Pinos, que supuestamente tendría que leer Aristegui en su programa al aire (http://www.expedientenoticias.com/aqui-la-disculpa-que-presidencia-pretendia-que-leyera-aristegui-2581), donde inclusive se le forzaba a hablar del presidente Felipe Calderón como una persona respetable, sana y en pleno uso de sus facultades, es decir, que para nada era un alcohólico. Por fortuna para la libertad de expresión en México, pero no para la periodista, no la leyó, pero sí perdió su trabajo en MVS.

No bastó lo anterior para satisfacer el ego del presidente Calderón. Cuando Vargas declaró que había actuado bajo presión, fue todavía más presionado y poco después se retractó diciendo que su decisión había sido simplemente precipitada.

Después de las fuertes declaraciones que se soltaron en su contra, el día de hoy Javier Lozano declaró en su cuenta de Facebook que todo lo dicho es una mentira, que jamás presionó ni condicionó a Vargas, ni mucho menos atentó contra la libertad de expresión de la periodista Carmen Aristegui. Incluso dice que ese tipo de acciones atentan contra la democracia, la libertad y la honestidad de los mexicanos.

¿Qué es lo que realmente atenta contra nosotros? En realidad, el conflicto por la concesión de banda ancha no nos afecta más allá de los precios y la monopolización de los servicios de comunicación digitales. Pero esto va mucho más allá porque afecta no sólo la libertad de expresión de Carmen Aristegui, sino de todo el país.

El hecho de que un funcionario público como el Secretario del Trabajo exija y tenga la capacidad de presionar para que una líder de opinión como Aristegui calle su voz, es preocupante en un país que presume de ser democrático y respetar las garantías individuales de sus ciudadanos, garantías tan fundamentales como el derecho a estar informado, y el derecho a emitir una opinión, por cruda y realista que ésta sea.

Esto nos dice que desafortunadamente aún vivimos en un Estado autoritario, a pesar de que en el discurso, Felipe Calderón no lo acepte y diga todo lo contrario; y además, que si un periodista de la talla de Aristegui no tiene voz ni derecho a expresarse, mucho menos lo tendrá un mexicano “de a pie”, común y corriente, como lo somos todos nosotros.

Las presiones (nada cordiales, por cierto) de Javier Lozano y del PAN en general demuestran que el gobierno federal no es tan fuerte como se muestra, y en cambio, cualquier cosa puede poner en riesgo la frágil estabilidad no sólo política del PAN y Calderón, sino también personal. Parece que Calderón es un hombre débil que no soporta ninguna forma de crítica, y por ello prefiere silenciar, a fomentar una cultura crítica e inteligente. No digamos ya lo que respecta a que el presidente acepte sus errores y sus defectos.

Entonces, no podemos negar que en México, lejos de vivir democráticamente y en libertad, debemos atenernos a lo que el mandamás considera como lo “apto” para ser sabido, y sobre todo, a quien considera apto para informar. Por si a alguien le quedaba duda de las maneras del PAN para justificarse, tengan en cuenta que éstas son peligrosas y represoras. No cabe duda que a México todavía lo gobierna el autoritarismo y la mediocridad política.

Javier Lozano, aunque el huevo esté caro, cómprate un par y responde

El día de hoy se destapó un poco más la cloaca que envuelve al gobierno de Felipe Calderón y a sus subordinados, los cuales, parece ser que nunca han cuestionado al Presidente, ¿y cómo?, si de seguro los tiene amenazados con retirarles su cargo.

Como lo habíamos mencionado en post’s pasados, para este tipo de “negociación” se recurrió al porro más agresivo, cínico e intolerante, Javier Lozano, a quien desafortunadamente, la vida le quitó a su señora suegra (esto es importante ya que no ha tenido actividad en las redes sociales “argumentando” tal acontecimiento).

Hoy hubo una conferencia de prensa en la que Joaquín Vargas para mostrar las pruebas que MVS ostenta y con lo cual se continúa con el conflicto entre la empresa mencionada y el gobierno federal. El presidente de la firma, refutó que es falsa la afirmación de la Presidencia en el caso de la salida de la periodista Carmen Aristegui y mencionó, como ya se sabía, que el Estado condicionó la salida de la periodista para mantener beneficios a la televisora.

Esto no termina ahí. Por la mañana Joaquín Vargas acompañado de un notario “presentó grabaciones donde intervenía el ex Secretario del Trabajo, Javier Lozano Alarcón, en las que se exigen disculpas públicas de Carmen Aristegui, a Felipe Calderón, por haber realizado comentarios sobre un presunto problema de alcoholismo, comentarios que para su visión, podrían afectar negociaciones por la banda ancha de 2.5 GHz.”[1]

Estas declaraciones vienen a contrastar las que hace unos momentos realizó la Presidencia, quienes, por medio de Alejandra Sota indicaron que la decisión de cesar de su cargo a Aristegui fue de Vargas y no un “capricho presidencial” por lo cual, le cede toda la responsabilidad al presidente de la empresa MVS. Sin embargo, resulta extraño que sea la sólo la vocera la que ha dado la cara después de las declaraciones y las pruebas presentadas por el ya varias veces citado, mientras, Javier Lozano, el directamente inculpado ha hecho mutis y hasta el momento no ha respondido.

Decimos que es extraño porque si hay alguien que es un “bravucón” y “porro” en sus declaraciones ese es Lozo, el porro tenebroso y hasta el momento no ha salido a dar cátedra de su carácter explosivo, ¿será que, como el kilo de huevo está por las nubes y el gobierno de su cuasi padre, Felipe Calderón, no ha podido estabilizarlo, no le ha alcanzado para comprar un par de ellos? Quizá es eso.

Esperemos ver la respuesta del ex Secretario de Trabajo aunque esperamos que sea en el mismo tenor que la pasa, muchas explicaciones pero ninguna suficiente para hacernos creer que él tiene la razón. Lástima, ha perdido la credibilidad desde hace mucho.

(JavierLozano) Lozo, el porro tenebroso y agresivo del PAN

Desde hace unos días se dio la noticia de que MVS Comunicaciones “fue notificada sobre el procedimiento de rescate de la banda 2.5 Gigahertz (Ghz) que anunció la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) el pasado 8 de agosto.”[1]

“El titular de la SCT, Dionisio Pérez-Jácome, anunció la negativa de prórroga de todas las concesiones vencidas en la banda de 2.5 Ghz, y de inmediato dio inicio el procedimiento de rescate de las concesiones vigentes con el propósito de reordenar esta parte del espectro conforme a los principios de política pública y las mejores prácticas internacionales.”[2]

Pues bien, el día de hoy, Joaquín Vargas, Presidente de MVS, afirmó que se trata de una injusticia y además, condicionó la entrega de las concesiones si se despedía a Carmen Aristegui de su espacio noticioso, destacando que hace algunos meses, la ya mencionada hizo declaraciones sobre el (supuesto) alcoholismo de Felipe Calderón.

Para este acto (por debajo del agua, como le gusta al gobierno federal), se tuvo que involucrar al peor porro (y payaso) de todos: Javier Lozano. El ex Secretario de Trabajo fue el encargado, según Vargas, de presionarlo para que no recontratara a la periodista porque “si recontratas a Aristegui te olvidas de banda ancha”.

Es una declaración demasiado fuerte y nosotros pensamos que es verídica. Si Javier Lozano no titubeó para dejar a miles de personas en la calle y no se tienta el corazón para pensar en los desempleados que dejó, es claro que no dudará en amenazar y presionar a los empresarios a que hagan lo que el gobierno federal quiere, es un porro y un servidor del poder.

El empresario Denunció que el gobierno federal se ha encargado de “obstaculizar el paso a la autopista impidiendo el paso de los vehículos”, ya que el proyecto presentado por la empresa para el uso de sus concesiones de banda ancha ofrecía al usuario servicios a mitad de precio y al doble de velocidad.[3]

No por nada a Javier Lozano le urgía llegar a ser senador y así, gozar de las mieles del fuero. Ahora, como funcionario público pretenden dar una respuesta que no será convincente ya que conocemos su calaña y sabemos que nunca va a cambiar, mientras él esté bien, que los demás mexicanos sigan con migajas, dejando a su paso, un aire de censura y represión.

In-feliz día del padre para los hijos de Felipe Calderón

Como cada segunda semana del mes de junio, el día de ayer se celebró en México el día del padre. Esta celebración conmemora a nuestros “viejos”, a los que han estado ahí para nosotros y a los que han forjado parte de nuestro carácter. Es un día para jactarnos de ellos y enaltecer todas sus virtudes.

No obstante, los que parece ser que tuvieron un Día del Padre negro, fueron los hijos del presidente del empleo ya que, sería imposible sentirse orgulloso teniendo a un padre mentiroso, responsable de la muerte de más de 60 mil personas y el desempleo de miles más, incapaz e ineficiente.

No podemos dejar de lado que el señor también tiene familia, por algo nos preocupamos en saber cómo celebraron ellos el día, ya que, se ha de sentir una terrible impotencia saber que tu padre es el responsable de llevar

Quizá, Felipe Calderón también les haya mentido a sus hijos diciéndoles que el país está mejor que nunca, que las reservas nunca estuvieron en estos niveles “tan altos” y que hay pocos muertos por la “guerra” contra el crimen organizado.

¿Será que el señor es tan cínico como para no decirles a sus hijos que gracias a él, el país está de cabeza?, ejemplo de ello es que México dejó de situarse en el top ten turístico; que la droga sigue distribuyéndose en  cantidades exorbitantes a pesar de la “estrategia contra el narco”; que el país está sumergido en una crisis de desempleo terrible; que toda la gente que ha muerto lo ha hecho en vano y que muchas de sus promesas de campaña no las cumplió.

A nosotros nos daría vergüenza tener un padre como Felipe Calderón, como Molinar Horcasitas, como Javier Lozano o como cualquier otro panista que sea corrupto, despilfarrador, mentiroso o calumniador.

Esperemos que en algún momento los hijos de Felipe Calderón se den cuenta de lo que es su padre porque por el momento sólo pueden ser educados bajo lo que dice él o por lo menos decirle, ¿con qué cara nos vienes a decir que no digamos mentiras cuando tu con el país hiciste lo que quisiste?

 

Un gobierno enormemente corrupto merece una mentada del mismo tamaño

Hace más de 4 años, el gobernador de Jalisco, Emilio González Márquez lanzó una mentada de madre a algunos poquitos que no estaban de acuerdo con él, argumentando que él sabía qué hacer. Eso sí, con un pinche papelito que decía “Gobierno del estado de Jalisco. Secretaría de Finanzas”, arguyó que la gente votó por él, señaló que se le donaban 15 millones de pesos a nombre de la Asociación Mexicana del Banco de Alimentos, AC., y pidió absolución al Cardenal para llevar a cabo su chistecito: “chinguen a su madre”.

Lo más curioso de todo esto es que la gente estaba fascinada con lo que Etilio González decía, estando de acuerdo y aplaudiendo cada una de sus palabras.

No es de extrañarse pero si para indignarse, el gobernador estaba en estado etílico, ¿quién sabe si así también gobierne el estado?

El día de hoy se dio a conocer la noticia sobre un posible Récord Guiness: La Mayor Cantidad de Personas Mentando la Madre al Mismo Tiempo. El evento es en respuesta de su mal gobierno en Jalisco. La Asociación Civil, Red Ciudadana AC., a través de su presidente, Jesús Gutiérrez indicó “El 23 de junio se hará un listado con todos los “agravios” hechos por González Márquez, en contra de la población, como son la construcción de la Villa Panamericana, en la zona aledaña al bosque La Primavera, el “manejo turbio” en la construcción del corredor del Macrobús y el abandono en que tiene a los adultos mayores que viven en marginación”.[1]

Definitivamente nos unimos al movimiento, pero en ese caso no sólo lo haríamos para el gobernador. Debemos hacer escuchar nuestra voz para que Felipe Calderón y todos los panistas, corruptos, mentirosos, despilfarradores y responsables de varias muertes, reciban una gran mentada del país.

Al señor Emilio González, a Felipe Calderón, a Molinar Horcasitas, a Josefina Vázquez Mota, a Javier Lozano, a Ernesto Cordero, entre otros: en este mes del padre queremos recordarles a su madre, por todo lo que han provocado en el país, por la pobreza en la que tienen sumergido a más de 52 millones de mexicanos, por el desempleo en el que hemos caído, por las ofensas al salario mínimo y a nuestros bolsillos.

¿Qué dicen?, ¿se unen a nuestra mentada colosal?, les aseguramos que no les cobraremos impuesto por hacerla.

Felipe Calderón, ¿y los derechos de los albañiles para cuando?

Una vez más y como cada 3 de mayo, se celebra el día de la Santa Cruz. Aunque los orígenes de la celebración de este día son inciertos, los albañiles la esperan más que a su cumpleaños pues es el día en que además de no laborar, se lleva a cabo una comida para festejarlos.

Sin embargo, después de este día no hay mucho que celebrar, ya que las condiciones en las que laboran los maestros de la cuchara son deplorables y poco alentadoras.

Según datos del último censo laboral realizado por el INEGI, existen 3 millones 610 mil personas dedicadas al ramo de la construcción y en específico, al de la albañilería, 665 mil 747 trabajadores. Desafortunadamente el 90% de los maistros no cuenta con seguridad social y mucho menos con un contrato por escrito, es decir, laboran confiando en la palabra del que los requiere.

Construyen sueños ajenos porque irónicamente, y “gracias” a su sueldo, nunca podrán construir los suyos propios, situación que a Felipe Calderón y al gobierno federal parece no importarles demasiado. A pesar de  jactarse del seguro popular y su “cobertura al 100%” en el IMSS no se tiene claro el cuántos trabajadores son pertenecientes al ramo ya mencionado.

Aunado a ello, el “presidente del empleo” (informal) anunció (como le gusta hacerlo, aunque no haya algo que aplaudirle) la entrega de créditos para que los trabajadores pudieran tener su casa; no obstante, el número que se entregó fue de 166 mil, con lo cual podemos decir que existe una gran brecha entre los que se otorgaron y los albañiles que existen en el país.

Es decir, desafortunadamente el albañil (y cualquier otro obrero o empleo) siguen laborando en condiciones ínfimas y sin alguna prestación social que los pueda solventar en caso de algún accidente o algún despido injustificado.

¿Hasta cuando seguirán las cosas así?, ¿por qué Javier Lozano se vanagloria de que hizo un buen papel al frente de la Secretaría del Trabajo si nunca vio por los intereses de los ya citados?

En este día de los albañiles, en lugar de mofarnos de ellos con chistes o comentarios peyorativos, alcemos la voz y reconozcamos su dedicación y trabajo. Todos les debemos nuestros hogares y todo lo que nos cubra del sol, de la intemperie, de la lluvia; todas las construcciones son sus obras de arte, así que, exijamos que sus esfuerzos sean reconocidos, dándoles igualdad de condiciones.

Para Walmart, de parte del gobierno federal: ¡PRECIOS BAJOS SIEMPRE!

Como comentamos en el post del miércoles, esta semana el New York Times dio a conocer que Walmart sobornó al gobierno mexicano (qué raro) con alrededor de 24 millones de dólares y con lo cual Felipe Calderón dijo que se sentía indignado.

Cuánto descaro, ¿el presidente se dice indignado cuando ni la Secretaría de la Función Pública ni la de Medio Ambiente y Recursos Naturales han hecho algo?, ¿cuándo la PGR apenas (sí, apenas) abrió una investigación?, siendo que esto ha sucedido desde el sexenio pasado.

No, señor “presidente”, no se equivoque, usted no debe estar indignado, somos nosotros, lo estamos y mucho, porque, al igual que usted, ninguna de sus Secretarías cumplió con su trabajo. Aunado a ello, su esposa, la “primera dama”, Margarita Zavala y el ex “Secretario de Trabajo”, Javier Lozano, están coludidos en este cohecho.

Por ejemplo, el primo de Margarita Zavala, Álvaro Arrigunaga Gómez del Campo, es el vicepresidente de Walmart, ¿a poco nos crees tan tontos como para pensar que no se ha beneficiado de los privilegios que le otorgan por ser su familiar? Y qué decir del máximo enemigo de los trabajadores, Javier Lozano, el cual está metido hasta las narices gracias a que su cuñado, Enrique Ponzanelli, quien fungía como director jurídico del área de litigio del Consorcio Walmart, también se benefició de los sobornos.

Es vergonzoso que el que dijera ser el “presidente de las manos limpias” termine siendo el cómplice número de quienes lucran en contra de la ciudadanía, como es el caso de Calderón con Zavala y Lozano.

¿No te cansas de mentirle al pueblo de México?, ya lo has hecho bastante con tu guerra contra el narco y ahora pretendes decir que la PGR investigará este lamentable hecho de corrupción, siendo que se encuentra frente a ti, en tus personas más allegados como tu esposa y al que has llamado tu amigo.

Es obvio que, tú, los demás que “trabajan” en el gobierno federal y las “instituciones” encargadas de regular los permisos para Walmart, se hicieron de la vista gorda para que pudieran continuar con sus fechorías, como siempre los has hecho. Hay que recordar cuando decretaste la extinción de Luz y Fuerza y actuaste como las ratas, en la noche y a escondidas, así ha sido todo tu sexenio.

Es claro que este par de bribones, Margarita Zavala y Javier Lozano aplicaron el mismo eslogan de Walmart hacia la empresa, pues vaya que les dieron precios bajos siempre. Lo desafortunado es que, ni la PGR ni la SFP encontrarán algo sobre los ya mencionados por obvias razones.

Les dejamos la red que envuelve a Margarita Zavala y a sus familiares con diversas empresas. [1]


[1] Obtenida de la página de Reporte Índigo http://www.reporteindigo.com/reporte/mexico/una-familia-con-suerte visitada el 27 de abril de 2012.

 

El porro perfumado Javier Lozano busca el senado para evitar ser juzgado.

Uno de los peores funcionarios en la administración de Calderón es sin duda el hoy ya, ex Secretario del Trabajo y Previsión Social Javier Lozano Alarcón quién presentó su renuncia para contender por un puesto en senado de república el próximo año.

Calderón reconoció la labor del golpeador  Lozano en la extinción ilegal de la paraestatal Luz y Fuerza del Centro y en la propuesta neoliberal de la Ley Federal del Trabajo que beneficia únicamente a los empresarios  que le son a fin al panismos calderonista, el caso de mexicana de aviación y los conflictos y negligencias en distintas minas en el país son sólo algunos de los negros incidentes comandados por este porro.

En sustitución de Lozano Alarcón, el Presidente nombró a la licenciada Rosalinda Vélez Juárez, que se desempeñaba como titular de la Procuraduría Federal del Trabajo.

El primer mandatario también anunció las renuncias de Roberto Gil a la secretaría particular de la Presidencia y la de Salvador Vega Casillas a la Secretaría de la Función Pública.

 

Leer más de esta entrada